Envía una historia Webcams Perdederos Contacta Más .
Acceder
Registrarse
Recordar contraseña
Pescando en Mallorca
Zascaplasca
por , el 13 de septiembre de 2012
7 Comentarios | Anjova, Doradas | twitter twitter

Hace unas semanas que me metí en la web por primera vez y me pareció muy interesante. Enhorabuena.
Mi nombre es Sergio y en agosto un amigo me inició en el surfcasting. Y, la verdad, me pareció fascinante.
El 17 de agosto nos fuimos a probar suerte por una playa del Norte. El mar estaba algo movido, pero cuando amainó el viento se quedó bastante plano. La noche era de luna nueva. Se notaba nuestra inexperiencia: cañas cortas y de mala calidad; carretes que no rodaban bien; etc. Pero, eso sí, con la ilusión de un niño y unas buenas titas. A las 20:00hrs plantamos las cañas.
Enrique, obsesionado por lograr algo de distancia, se ingenió una técnica poco ortodoxa: con la ayuda de una colchoneta, con traje de neopreno y con el pie enganchado a un palo que se metió en la boca, se fue remando. Tan concentrado iba en lo suyo que no se dio cuenta de que se había dejado el plomo en la orilla. Ya os podéis imaginar mi risa, más cuando vi el aspecto perruno que tenía cuando remaba hacia la orilla para empezar la operación. ¡Vaya personaje!

A eso de las 21:00hrs, con la suerte del principiante, noté que la punta de una de mis cañas se doblaba. La cogí y recogí tímidamente para comprobar si había algo enganchado. No noté nada, por lo que la volví a dejar calada. Al rato noté que se movía, por lo que pensé que quizá sí habían picado. Fui recogiendo con poca fe hasta que, al final, sentí 3 buenos tirones. Fue mi primera dorada. Pequeña aunque sin sobrepasar los límites, me llenó de emoción.

Os podéis imaginar lo que pensaba mi socio, que había ido una decena de veces y aún no había sacado ninguna (eso sí, ya tenía un buen reig y unos cuantos mebres en su historial.) Aún no había terminado de llamarme suertudo, cuando una de sus cañas se dobló con fuerza. Y sí, era la que tenía el anzuelo en Menorca.
Comenzó a recoger y vi cómo le costaba acercar la presa. Su carrete se quedaba enganchado y surgieron algunas dudas. Pero las ganas y la ilusión echaron el resto. Cuando faltaba poco, comprobé que el sedal se iba rápidamente hacia la izquierda. Ahí ya nos dimos cuenta de que algo importante había picado.
Lo primero que pensé, al verla de lejos, es que era una lubina. Pero cuando le vi la cola me quedé a cuadros; no teníamos ni idea de qué era aquello. Suerte que un lugareño que pasaba por allí nos dijo que era un tallahams; algo que, por cierto, nunca había visto sacar por allí con tita. «A lo millor duia un peix i per això ha picat es tallahams», sentenció. Lo dicho: la suerte de los principiantes.

Después de sacar un par de mabres más, recogimos los trastos y nos fuimos para casa. Tan emocionados íbamos que buscamos rápidamente luz, cerca de la carretera, para sacar unas fotos, dejando el coche mal aparcado; tanto que nos vino una patrulla de la Guardia Civil a preguntar si el coche era nuestro.

Al día siguiente nos comimos todo a la plancha, menos la anjova. Leímos por la red que su carne no era muy bueno, por lo que decidimos cocinarla al horno, a la sal. Sin ser exquisita, no me decepcionó. Nos pusimos morados de carne y comentamos la jugada una y otra vez. Gran fin de semana.

Pescata

Anjova

Foto del radar de la guardia civil

7 Comentarios | Anjova, Doradas | twitter twitter

Comentarios

ignatius, bienvenido a la página.
Enhorabuena por la pescata, la historia y la redacción. Exquisito y muy agradable. 😀

No lo comentas en la historia pero estoy convencido que la anjova venía robada por fuera, tienen unos dientes que cortan cualquier nylon muy fácilmente.

Y sí, es muy probable que tuviese algún mabre enganchado, no es raro sacar algún mabre que otro cortado por la mitad por estas bestias dentudas.

Salud!

hace 7 años por Edu

Enhorabuena Ignatius,yo pienso como Edu ,que tiene todas las papeletas de que un mabre u otro pescado estaría enganchado a la tita y el predador aprobechó la ocasión,una vez un amigo mio sacó una morena que venía enganchada «a presión» , es decir sin estar pinchada por ningún anzuelo, no me acuerdo si era una vaca que había picado y la morena se la empezó a comer con las espinas a favor, pero a la hora de recoger la caña, las espinas del pescado no volvian a pasar marcha atrás.
Sea como fuere , lo dicho enhorabuena.

hace 7 años por javi

jojojo Cómo me he reído con el pie de foto de la foto borrosa.
Efectivamente, la pieza salió enganchada por el morro. Y justico, justico.
Gracias por publicar la historia. Tengo una tercera que mandar, pero seré breve: foto y 4 líneas. Palabra. No quisiera ser pesado. Sólo es la alegría de ir subiendo el nivel 😀

hace 7 años por ignatius

Buena historia, por cierto que modelo era el de la colchoneta?
p.d. es broma…. muy buena historia y una página muy interesante para los aficionados a la pesca de los cuales me incluyo….saludos a todos.

hace 7 años por silvestre

ignatius, me alegro que te gustase el pie de foto. Una pequeña licencia del editor, 😉
Por favor, escribe lo que tengas que escribir. A mí, muchas veces me gusta leer más la historia, aunque no sea muy detallada, que poner 3 fotos sin texto. Por muy grande que sea la pieza. Esta es la gracia del blog y lo que le da color al pescandoenmallorca. La segunda que enviaste la he programado para mañana por la mañana. Nos gusta sacar el contenido poco a poco, podeis enviar las que queráis que luego las revisamos y programamos una a una.

hace 7 años por Edu

Gracias, Javi. Curiosa historia la de la morena.

hace 7 años por ignatius

Sean ustedes bienvenidos y enhorabuena por la entrada y el espíritu que de ella se desprende. Si hubieseis buscado la anjova seguramente hubiese cortado el pie de acero o cortado el pez cebo justo por el anzuelo,
Saludos

hace 7 años por Andrés

Leave a comment

Necesitas loguearte para comentar en tu nombre. En otro caso, aparecerás como anónimo.


*